marzo 21, 2017 2 lectura mínima

TXA fue desarrollado para el campo de batalla en Afganistán. Como tantas innovaciones inspiradas en la guerra, TXA tiene implicaciones para la salud materna y la batalla contra la hemorragia posparto.

La hemorragia posparto (HPP) sigue siendo uno de los principales contribuyentes a la mortalidad materna en todo el mundo a pesar de los diversos esfuerzos e intervenciones para prevenirla y controlarla. Hay métodos que tienen pruebas sólidas que respaldan su eficacia, pero aún pueden beneficiarse de las mejoras. Una de estas estrategias es el uso de un taponamiento con balón uterino (UBT), recomendado por la OMS, la Federación Internacional de Ginecología y Obstetricia y el Royal College of Obstetricians and Gynecologists. La tasa de éxito actual de la intervención es del 60-80%, y los casos fallidos requieren procedimientos invasivos adicionales.

El ácido tranexámico (TXA) reduce el sangrado al restringir la descomposición de los coágulos sanguíneos de fibrina y tradicionalmente se inyecta (Martin et al., 2015). Una revisión sistemática reciente de 26 ensayos controlados aleatorios (Ker et al., 2016) sugiere que el TXA es un medicamento económico y ampliamente disponible que puede reducir las transfusiones de sangre en la cirugía y disminuir la pérdida de sangre posparto. Sin embargo, muchos de estos ensayos contenían datos de calidad y confiabilidad cuestionables.

Más recientemente, en casos de HPP grave, los médicos han demostrado que el uso de una combinación de UBT con la administración tópica de TXA puede ser eficaz para tratar la hemorragia excesiva. Este método de UBT modificado implica un catéter con globo intrauterino con la parte del globo envuelta en una gasa empapada con 20 ml de una solución de TXA al 5 %. Luego, el globo se inserta a través del cuello uterino en el útero y se infla con 210 ml de agua estéril hasta que comprime adecuadamente el interior del útero y la gasa empapada en TXA puede adherirse firmemente a los puntos sangrantes. Además, se coloca una gasa normal de un metro de largo en la vagina para mantener el globo en su lugar. Al mismo tiempo se realizó una transfusión de sangre, además de inyecciones intravenosas de oxitocina, líquido cristaloide y antibióticos. El sangrado disminuyó inmediatamente y se detuvo por completo al día siguiente y el globo y la gasa se retiraron 20 horas después de la inserción. Fue dada de alta en buenas condiciones con su recién nacido 5 días después del parto. Otro caso tratado de la misma manera vio a la mujer dada de alta en condición estable 4 días después del parto después de recibir 10 horas de tratamiento.

Si bien los dos casos anteriores son alentadores, es necesario realizar más ensayos controlados aleatorios para confirmar la seguridad y la eficacia del procedimiento UBT + TXA tópico.

Blog de Vivian Shih.

Dejar un comentario

Los comentarios se aprobarán antes de mostrarse.


Ver artículo completo

A Point of Care Bilirubinometer Using Blood: BiliDx
A Point of Care Bilirubinometer Using Blood: BiliDx

enero 16, 2024 2 lectura mínima

The BiliDx is a novel system for diagnosing jaundice.  The device uniquely meets the Target Product Profile (TPP) developed as part of the NEST 360 initiative in that it allows blood-based testing at the bedside.   This initiative is part of an emerging global consensus in the Every Newborn Action Plan that countries need functional WHO level-2 inpatient units to care for "small and sick newborns." 
Ver artículo completo
NASG as a life-saving medical device to stabilize women with postpartum hemorrhage
Consideraciones para el retiro del TANN

enero 15, 2024 2 lectura mínima

 El TANN debe ser retirado en un establecimiento donde sea posible el tratamiento definitivo en caso de re sangrado (capacidad quirúrgica, disponibilidad de hemoderivados etc.).
Ver artículo completo
MaternaWell Tray: Revolutionizing Postpartum Hemorrhage Care
MaternaWell Tray: Revolutionizing Postpartum Hemorrhage Care

noviembre 06, 2023 3 lectura mínima

Now as a next step, we ask what could be done to lower the costs of the implementation of the E-MOTIVE bundle? The most obvious answer is to consider displacing the tens of thousands of disposable plastic drapes with a purpose-built reusable device. 

Fortunately one of the obstetricians involved in the E-MOTIVE study, Dr. Justus Hofmeyr, had been innovating around this very issue, designing a tray with wells that could fit under a woman’s buttocks, collect and accurately measure the. blood. This tray, the MaternaWellTray was conceived as a device that could be sterilized and reused, and is manufactured in South Africa by Umoya.

Ver artículo completo